CUENTOS POR CALLEJAS

Hay base en la realidad y/o en la ficción en todo cuanto opino y/o narro.

BIENVENIDOS SEÁIS, VISITANTES.

viernes, 23 de marzo de 2012

GORDOS Y DEPRIMIDOS



La Organización Mundial de la Salud prevé que para nuestro siglo XXI los mayores peligros para la salud humana serán la obesidad y la depresión.


Me parece que estas predicciones son algo aleatorias porque ¿quién demonios puede pronosticar para tanto tiempo? Sin embargo, vemos, al menos, algunos indicios de lo que dice la OMS.


En la ciudad donde vivo, la más meridional de la Península, veo una  considerable cantidad de gente obesa. Son mayores pero también hay numerosos jóvenes, hombres y mujeres, a los que por su edad, a mi entender, no les corresponde ese exceso de peso. Como haya médicos que se dediquen a combatir la obesidad se van a forrar.


¿Qué es lo que ocurre? ¿Será la alimentación? Seguro que sí. La influencia de la alimentación norteamericana es evidente: hamburguesas, colas, bollería industrial y otras cosas, han hecho de las suyas.


Miren por donde, yo profesé de gordo cuando llegué casi a los cien kilos. Así que me propuse seguir la dieta mediterránea, ésa que se supone que deberíamos seguir los españoles, pero que en realidad ésta está abandonada por tanta gente.


Bueno, pues yo la seguí, y heme aquí que hace tiempo que no peso más de setenta kilos. Algo positivo he sido capaz de hacer. ¿Y eso de la depresión? Pues probablemente la gordura lleve a esa situación.


Dicen los psiquiatras que la depresión puede tener una causa exógena, o puede ser de origen endógeno. Pero, ¿por qué ese aumento previsto para el siglo XXI?


Se supone que el progreso sanitario y todo eso nos impulsaría a un mundo más feliz. ¿Acaso es que bienestar y dicha se reservara para una clase selecta, como dice Aldous Huxley en Un mundo feliz.




¡Vaya campo de estudio para psicólogos, sociólogos y antropólogos! No quiero ser pesimista, pero si ese posible futuro no lo pintamos más alegre, estamos listos.


Hagamos un experimento: ¿qué tal si ejercitamos la fraternidad, la comprensión y la paciencia? Por mi parte voy a intentarlo. A ver qué pasa.

8 comentarios:

Emilio Manuel dijo...

La gordura quiero entender que está condicionada por la prisa, hombre y mujer trabajan, poco tiempo para preparar la llamada dieta mediterránea.
En cuanto a deprimidos, esa misma prisa, el estrés, las deudas de la hipoteca y otras, la educación de los hijos, no llegar a final de mes, el querer aparentar, que más, bueno todo eso y muchas cosas más, tampoco es cuestión de hacer un ensayo sobre los nuevos hábitos alimentarios españoles.

Un abrazo

MAJECARMU dijo...

Fepete,la gorgura y la depresión son temas del cuerpo y del alma...Nuestra crisis económica conlleva muchas carencias,amigo...Hay un desorden evidente en comidas y en comportamientos,porque se han perdido las buenas costumbres culinarias,los buenos valores del espíritu y muchas cosas más...Es hora de que reflexionemos y pongamos orden en nuestra vida,sobre todo,que demos prioridad a todo lo relacionado con el espíritu y las emociones,que equilibremos el estado interno y seamos capaces de vez en cuando de parar el tiempo,que nos lleva por delante.
Mi gratitud y mi abrazo grande,amigo.
FELIZ FIN DE SEMANA.
M.Jesús

Doris Dolly dijo...

Fepete.." Gordos y deprimidos "

Aquì en Argentina tambien se dice lo que comentas...hay un programa de gordos...los van pesando ...en la semana tienen que ir rebajando, si no cumplen quedan eliminados...es deprimente ver ese programa es como que se rieran de los pobres gordos...pasaron un video que los llevaron a un rìo...una lancha tiraba de a uno que venìa acostado sobre un gomòn en el agua...vieras a la velocidad que los lleva la lancha que toma una curva y lo hace volar al gordo o gorda...es terrible...nosè como lo permiten...una gorda en la curva quedò estampada contra unas ramas.
¡¡¡ importante tu comentario !!

un beso desde Argentina

FEPETE dijo...

Mi entrada invita a una madura reflexión. Pero es que lo mismo puede decirse de vuestros comentarios, amigos. Cada uno aporta algo nuevo aunque haya unas lógicas semejanzas entre ellos.

Feliz día de domingo a todos. Abrazos.

enletrasarte(Omar) dijo...

por ahora lo único que tiene 'remedio' es la carne, el pensamiento, las ideas, la conciencia, están expuestas a enfermarse
saludos

midala dijo...

Pués...yo no lo veo desencaminado.Y todo va unido a las prisas, al ritmo de vida que llevamos.Nos paramos a tomar una hamburguesa de comida, total...en dos minutos te la tomas, 1500 calorias de nada esa porqueria jajajjajaj y...el ajetro...pués...depresión...ansiedad...la crisis nos da problemas de todo tipo...nooo,no lo veo desencaminado.Millll besitossss

fus dijo...

Creo que un mal hàbito en la alimentaciòn nos lleva a la gordura, yo debo estar siempre atento a la alimentaciòn porque soy de coger peso, pero con un poco de rigidez me mantengo. Por supuesto que la comida ràpida y las bebidas gaseosas ayudan a coger peso.

un saludo

fus

FEPETE dijo...

Veo que todos estamos de acuerdo en reconocer el daño que en algunos aspectos pueden hacer el progreso y los consiguientes cambios en los hábitos de vida, especialmente los alimenticios.
Debe de ser cierto que básicamente somos lo que comemos.

Muchísimas gracias a todos por enriquecer el blog y la entrada con vuestros bien razonados comentarios.
Un abrazo de Federico.